miércoles, 3 de diciembre de 2008

SAPO Y SEPO

De la misma forma que a las ranas en los cuentos se les suele llamar "ranitas", mediante un diminutivo que demuestra nuesta simpatía por ellas, los sapos suelen aparecer como animales cuasi-repugnantes ante los que todo el mundo hace una mueca de asco, pese a esconder, a veces, un príncipe encantado.

Por ello que un cuento de sapos sea entrañable, ingenuo y tierno ya es en sí mismo una sorpresa.

Sapo y Sepo son una especie de precedente de Epi y Blas, con la diferencia de que Sepo nunca consigue sacar de sus casillas a Sapo.

Sapo es un sapo maduro, paciente, afectuoso y tolerante con Sepo hasta la extenuación. Sepo, por contra, es "un sapito": deseoso de aprender, a menudo incongruente y muchas veces irreflexivo. La vida de Sapo sin Sepo sería esencialmente aburrida; la de Sepo sin Sapo sería, sencillamente, una sucesión de catástrofes con riesgo de daño incluido.





En estos libros no hay ni sombra de maldad, ni de doble lenguaje, ni siquiera de impaciencia. Son libros asombrosamente dulces, sin ser, en ningún momento, melosos ni ñoños. A medida que uno avanza en la lectura se pregunta si Sepo madurará o si Sapo se cansará al fin y, a pesar de que eso nunca pasa, los personajes evolucionan y se llenan de matices hasta convertirse en dos "seres humanos" extraordinarios que hacen de su amistad el centro de su vida .

Sapo y Sepo se ayudan a vivir mutuamente y, aunque nunca lo dicen, se quieren. No lo dicen con palabras, pero cada una de sus acciones es un gesto de afecto para con el otro. Pero también son personajes con entidad independiente, que a veces necesitan estar solos.

La aparente sencillez de la relación de Sapo y Sepo es la trasposición de la sencillez de su lenguaje. Estos cuentos fueron escritos, junto a otros, por Arnol Lobel para una colección (I can read books) destinada a lectores apenas iniciados en la lectura, para los que resultan idóneos porque cuentan historias breves, con palabras cortas y una sintaxis elemental (sujeto-verbo-predicado). Si a ello añadimos que existe una separación clara entre las ilustraciones y el texto, veremos que son perfectos para facilitar la lectura de los más pequeños.

Son cuatro los libros de estos personajes, los cuatro publicados por la Editorial Alfaguara Infantil en formato pequeño y a buen precio, por lo que no existen razones para no ofrecerlos como buen regalo: de navidad, de cumpleaños, o simplemente porque leer buenos libros desde la más tierna edad ayudará a conformar el gusto por la buena literatura.

Títulos:
  • Sapo y Sepo son amigos
  • Sapo y Sepo inseparables
  • Sapo y Sepo, un año entero
  • Días con Sapo y Sepo
Autor: Arnol Lobel

Editorial: Alfaguara Infantil

Precio:
6,25€

2 comentarios:

Un profe cualquiera... dijo...

Uf, cuánto hemos tenido que esperar para que nos recomendaras otros libritos. ¿Conoces "Noche de tormenta", de Michèle Lemieux? Pídetelo por reyes, verás que adquisición...
Gracias por seguir mi blog, un saludo.

LADRAR A LA LUNA dijo...

No era mi intención hacerme esperar, es que he tenido mucho trabajo. Espero que te guste Sapo y Sepo.
Ya he leído "El ángel del abuelo". Mañana me traerán otros libros de Jutta Bauer y depués espero poder decir algo al respecto.
Buscaré ese nuevo libro que me sugieres. Un cordial saludo.